dimecres, 7 de novembre de 2012

Barack Obama reelegido

Barack Obama, reelegido Presidente de Estados Unidos.
Barack Obama ha sido reelegido Presidente de Estados Unidos. El llamado "Líder del Mundo Libre" (título rimbombante, a mi parecer) volverá a ser un afroamericano gracias a los votos del estado de Ohio, clave para una posible elección de Mitt Romney, teniendo en cuenta el empate técnico en los estados de Florida y Virginia. Me alegro, porque a pesar de no poder cumplir mucho de lo prometido en la primera campaña electoral, creo que ha dado un paso adelante con el "Obamacare" y saliendo de dos guerras. Su campaña electoral no ha sido para tirar cohetes (durante el primer debate parecía estar más dormido que despierto y tampoco se recuerdan grandes eslóganes ni propuestas para los próximos cuatro años), pero le ha bastado para vencer a su adversario. 

Por otro lado, el equipo de campaña de su rival, Mitt Romney, creo que han diseñado una de las peores campañas electorales republicanas que he visto en bastantes años. Han pecado de soberbia, creyendo que podían ganar sólo con el voto blanco, anglosajón y protestante (conocido en inglés como WASP), que la economía iba a seguir cayendo y que el Tea Party iba a ser más una ventaja que un inconveniente. Pues ni una oiga, ni una. 

La chaqueta militar de Obama fue
noticia durante estas elecciones. 
La sociedad americana ha evolucionado hasta tal punto que optar por criminalizar a la inmigración puede llegar a ser un error capital. EE.UU. es una sociedad en la que el voto latino ha crecido mucho en importancia, acercándose al voto negro o el voto WASP. En segundo lugar, la economía norteamericana no ha crecido, pero se ha mantenido, por lo que las previsiones de crecimiento podrían estar no demasiado lejanas (o al menos eso ha considerado el pueblo americano). Finalmente, el partido republicano ha creído que el votante habitual del Tea Party a nivel municipal iba a apoyarles si radicalizaba un poco su mensaje, pero en lugar de eso lo que han hecho es asustar al elector medio (lo que en España conocemos como "el centro").

Además, la elección de un candidato a vicepresidente joven y un tanto peculiar como Paul Ryan (calificado como una apuesta arriesgada en los días de su nombramiento) ha resultado ser poco efectiva, sobre todo teniendo en cuenta que probablemente un vicepresidente moderado hubiese calado mejor en la población americana media. Aún así, reitero, Romney ha atacado a parte de un grupo cada día menos minoritario en número y más estable económicamente (y por tanto, más proclive a votar al partido republicano), el voto latino. Un error garrafal, en una sociedad cada día menos homogénea como la americana. Si el Partido Republicano sigue la misma senda en los próximos años lo va a tener muy difícil para volver a la Casa Blanca. Pero conociendo la resiliencia de los norteamericanos y su voluntad por superar las dificultades que se les presenta en el camino, imagino que el próximo candidato republicano a la Casa Blanca (o por lo menos, una de las cabezas visibles en las primarias) podría a ser un latino moderado, probablemente de Miami y con fuerte implicación con el estamento militar (veterano de guerra o con familiares soldados). O no, quien sabe. La política aún tiene el poder de sorprenderle a uno, afortunadamente. 

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada