dijous, 19 de gener de 2012

Lo que parecen las cosas

Esta semana posteé en Twitter dos posturas distintas de izquierdas respecto al juicio del juez Garzón. La primera, la de Carlos Carnicero, la segunda, la de Iñaki Gabilondo. Dos posturas muy respetables que analizan ‘desde fuera’, es decir, desde un punto de vista periodístico, al personaje y la situación en la que se encuentra. Otra opinión muy interesante es la del abogado y exdiputado del Partido Popular Jorge Trías Sagnier, publicada en este artículo de El País. Al ser un desconocedor de los procedimientos judiciales y, por tanto, estando muy lejos de ser un experto en estos casos tan complejos que rodean al todavía juez Garzón, me cuesta mucho expresar una opinión sobre este asunto. Pero siempre he tenido en cuenta ‘Lo que parecen las cosas’.

El juez Garzón, junto a su abogado Francisco Baena Bocanegra.
Sin tener ninguna prueba de ello, ‘lo que parece’ es que, como el juez cometió (como comenta Carnicero) algún error procedimental, se está aprovechando este hecho para ir a la caza de un juez. No sabemos si van a conseguir condenarle, pero ‘lo que parece’ es que se ha producido una vendetta, como comenta Gabilondo, de todos aquellos, que no son pocos, que le tenían ganas. También es verdad que, sin poder asegurar si es cierto o no, ‘lo que parece’ es que el Partido Popular (como afirma el abogado Jorge Trías) ha ido a degüello a por el juez Garzón cuando comenzó a investigar “las cuentas del partido”, es decir, el caso Gürtel. En primer lugar, y sirviéndose de un sindicato fascista mal-llamado Manos Limpias, le presentó una causa por meter las narices en el Franquismo. Y tras la causa de la Gürtel, le acusaron de cobrar por unas conferencias en Estados Unidos financiadas por el Banco Santander. En este caso, ‘lo que parece’ es que han querido acabar con su buena imagen a nivel nacional e internacional, como comenta Trias Sagnier en El País, a nivel procedimental, económico y personal.

En todo caso, es cierto lo que comenta Carlos Carnicero en su artículo: Si es inocente, saldrá libre porque hay muchas formas de demostrar su inocencia y si es culpable, pagará por sus delitos. A pesar de eso, ‘lo que parece’ es que el hecho de que las causas contra Garzón pasaran a trámite, teniendo en cuenta la debilidad de algunas de ellas, le deja en una posición de inferioridad respecto a otros dirigentes que, Oh Sorpresa, se han ido de rositas. No sólo porque si se condena al juez Garzón, las escuchas de la trama Gürtel deberán de anularse y, con ello, posiblemente sobreseerse el juicio casi entero (matando dos pájaros de un tiro), sino también porque este país volvería a dar una imagen lamentable si el primero en sentarse en el banquillo por este escandaloso caso de corrupción del Partido Popular haya sido el juez que intentaba juzgarlas. Como he dicho al principio, yo no soy un entendido en estos temas, pero ‘lo que parece’ es que la Justicia de este país es muy mejorable.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada