divendres, 11 de febrer de 2011

Dictadores go home!

La plaza Tahrir de El Cairo.

Vaya, llevaba un mes sin escribir y en dos días, dos posts distintos. Es fascinante lo que ha pasado en Egipto tras 18 días de presión en el que la voluntad de un pueblo por terminar con un dictador como Mubarak, manifestándose de forma pacífica en la plaza Tahrir de El Cairo (que vemos en la foto) hasta que se ha ido. Y ha sido una resistencia titánica teniendo en cuenta que el dictador contaba con policías a sueldo que se vestían de matones y a pesar también de la inacción del ejército, que debería proteger a los manifestantes en lugar de quedarse quietos en nombre de una supuesta (y falsa) neutralidad. El ejército ahora se queda con el gobierno y, según comentan, darán paso a una transición democrática. Veremos lo que pasa.

Indigna, por otra parte, que aquellos quienes tanto le han apoyado en el pasado (EE.UU. y algunos países europeos) le hayan exigido ahora que se marche. Eso de mantener dictadores para evitar que un enemigo (comunismo antes e islamismo ahora) no entren en un país es algo que APESTA. Apestaba en los años 50 y apesta igual ahora. El presidente Obama aprovechó la ocasión para hacer una afirmación: "The people of Egypt have spoken, their voices have been heard, and Egypt will never be the same" (es decir, 'la gente de Egipto ha hablado, sus voces han sido escuchadas, y Egipto nunca más será lo mismo'). Me gustaría saber quien escuchó esas voces en la Casa Blanca durante los 30 años de estado de excepción en Egipto, en los que este 'dictador sin cuello y adicto al Botox' (como le define Antón Losada en sus twitts) fue aliado de Estados Unidos e Israel. Y porqué nadie movió un sólo dedo para que esas voces fueran escuchadas en las últimas tres décadas. La sordera diplomática ha sido siempre selectiva, y jamás escucha una voz que no sea la de los intereses. El pueblo, "las voces" sólo son escuchadas cuando se levantan para gritar.


Mientrastanto, el presidente Mubarak se ha marchado del país de rositas, robando todo el dinero que ha podido y su posible destino, comentan los expertos, es Arabia Saudita, refugio de otros dictadores huidos. En cuanto al futuro del país, los expertos en política internacional pronostican una democracia similar a la turca, con partidos laicos y religiosos, como no podía ser de otra forma en un país con una tradición laica fuerte pero con una clara influencia musulmana en una tercera parte de su población. Deseamos una transición democrática tranquila y consolidada.

Mabruk (es decir, Felicidades) Egipto!!

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada